Los contadores de energía térmica son los instrumentos más eficaces para determinar el consumo individual de calefacción y refrigeración. Se trata de un instrumento que mide la energía utilizada para climatizar una vivienda o industria, que tiene un circuito de intercambio térmico, siendo un líquido transmisor el que cede o absorbe dicha energía térmica.

El contador de energía térmica se compone de tres subconjuntos diferenciados, que son:

SUP-LDGR Medidor de BTU electromagnético

Los medidores electromagnéticos BTU miden con precisión la energía térmica consumida por el agua enfriada en unidades térmicas británicas (BTU), que es un indicador básico para medir la energía térmica en edificios comerciales y residenciales. Los medidores de BTU generalmente se usan en edificios comerciales e industriales, así como en edificios de oficinas para sistemas de agua, HVAC, sistemas de calefacción, etc.

Características principales: